Los vientos de Santorini

El mar está cerca,

el viento marca la pauta,

le va dictando a las olas el movimiento,

las paredes blancas y azules escuchan nuestras conversaciones,

es madrugada y siento como las olas hablan con el viento,

las ventanas golpean contra nuestra habitación,

caminamos hacia el atardecer,

miles de personas esperan que se oculte el sol,

es un espectáculo, el sol, el mar, la gente.

El atardecer da paso a la noche,

y debemos decir que el tono turqueza nos motiva,

imaginamos que el mar fue alguna vez testigo de un combate,

comemos un Gyro en la noche y decidimos volver.

no sin antes dedicarle una poesía al viento.

Gracias por tanto.

Comentar

Publicado en Editorial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CommentLuv badge